Desde el seguimiento colectivo que ha realizado el archivo colaborativo Marsarchive.org ha quedado claro que existe un poderoso elemento imaginativo que llama a los individuos y a las naciones hacia el espacio, promovido en parte por la promesa de establecerse en una nueva tierra prometida, un lugar en donde comenzar desde cero una nueva sociedad sin los vicios actuales. Sin embargo, las potencias espaciales mundiales y los discursos imaginativos dominantes han creado un ambiente en el que no todos estamos invitados a decidir la forma en la que se construirán esos futuros. ¿Cómo podemos apropiarnos de ese imaginario para generar otras posibilidades más incluyentes?

Para ello proponemos la conceptualización colectiva de Martenochtitlan, la primera ciudad marciana que hace referencia a imaginarios, mitos y simbolismos más cercanos a nuestra idiosincrasia latinoamericana. La intención es poder generar, a través de la imaginación, la ciencia y el análisis crítico tanto del pasado como de distintos imaginarios de la ciencia ficción, una serie de talleres multidisciplinarios que nos ayuden a conceptualizar futuros distintos e incluyentes.

Martenochtitlan nace del concepto de refundación, que implica reconfiguraciones masivas para generar un entramado simbólico, discursivo y pragmático con una solidez opuesta a la vaguedad de la época anterior. Se fundará en Marte una ciudad que reúna los dorados ecos de la antigua Tenochtitlan con el ingenio inherente a nuestra cultura, que suele estar acompañado de una inasible irreverencia, para asumir la ingente tarea de domar un territorio inhóspito, no apto para humanos.

El primer taller colaborativo Imaginando Martenochtitlan consistió en reunir un grupo multidisciplinario de entusiastas fundadores quienes, desde el tiempo mítico de la creación, generaron líneas, estructuras, ideas y acciones colectivas que ordenaron, desordenaron y volvieron a ordenar la fundación de la primera ciudad marciana. A partir de la narrativa creada y armados con iconos mesoamericanos e imágenes contemporáneas, crearon un códice que narra las hazañas de un grupo de esforzados peregrinos, los Centzontli, que enfrentan difíciles pruebas que los van transformando en marcianos, un doloroso rito de purificación que los vuelve dignos de fundar Martenochtitlan.
Descarga el mito
Descarga el códice